Las Notas de Rafael Ricardo

Es frustrante, desesperante, increíble, ver cómo se hace una reunión en Sayco (no asistiré nunca más a una) para presentar a los asistentes, cuál es el sistema que ¨se aplica¨ en la sociedad para recopilar datos y, de acuerdo con esa recopilación, distribuir los recaudos, cuando se sabe que ese sistema es el origen principal de la corrupción y que a su cabeza está un bandido como el ingeniero Adrián Restrepo, copartícipe de todas las fechorías de los señores Ruge, Urrego, Morán, etc, etc… Sinceramente en estos momentos siento un dolor inmenso, lacerante, al ver cómo se ha manejado y se sigue manejando a Sayco, sin vislumbrar por ningún lado a nadie que se amarre los pantalones y DIGA LA VERDAD y HAGA QUE SE CASTIGUE A LOS CULPABLES; parece ser que Sayco estuviera destinada a eso: a ser un nido de bandidos. Este dolor proviene de ver cómo la inmoralidad, la injusticia siguen rampantes, yo diría que creciendo, porque van metiendo a otros en ellas, sin que nadie les ponga coto. Termina uno creyendo, aceptando que ¨paga¨ más ser bandido que honesto. Señores, Ruge y Urrego no cometían sus delitos (porque eso son: delitos) solos. Era una cadena de delincuentes que trabajaba mancomunadamente, cada uno ponía lo suyo. Ni Urrego, ni Ruge, ni Morán saben manejar esos sistemas; los maneja Restrepo. Y ahí estuvo hoy como el conferencista idóneo, capaz, correcto, diciendo bobadas, sin poder responder a casos como el de Rodrigo Rodríguez, ni el de María Llerena (hay miles); en estos ponía cara de estúpido y guardaba silencio… ¡Qué tristeza! ¡Es que nadie se da cuenta de que sí, en teoría, si se manejara con pulcritud, con honestidad, ese sistema sería óptimo, pero, en manos de inescrupulosos, para quienes robar el dinero ajeno es un acto cotidiano, es de lo peor! ¡Todavía quedan muchos corruptos dentro! Y no los elige la Asamblea, se pueden sacar, y la excusa para no hacerlo no es ni puede ser las consecuencias económicas que traería para la sociedad… Con el dinero que dejen de robar (al sacarlos) puede pagárseles todo… La verdad es que no hay intención de limpiar, de depurar, por parte de nadie. ¡Es la triste realidad! ¡Es mi triste conclusión! Y para alegría de los Urrego, Morán, Ulloa, Restrepo, García, etc, estoy que tiro la toalla en esta lucha…
Estas cosas desmoralizan…

No tendría nada de raro que mañana reintegraran a Ruge y le hicieran un acto de desagravio, haciéndole una fiesta no de 41 sino de 200 millones, y regalándole, no 20 sino 100… ¡Qué tristeza!
¿Es ese el gran cambio que va a haber en Sayco? ¿Sacar a 10 personas y dejar al resto de bandidos dentro, organizados, para continuar robando? Lo que se hizo ayer con Restrepo fue darle un incentivo… ¡Deberían otorgarle la medalla al mérito… La Cruz de Boyacá!

Nunca ha habido la intención de sacar a nadie. Lo de Ruge fue una cortina de humo…
Se quieren tomar a Sayco, pero la necesitan así como está, haciendo creer que en Sayco no hay dinero… Hay como cinco o más veces lo que se dice, pero eso no se puede predicar… No tendría gracia para ellos… Si no hubiera dinero, ¿de dónde salieron las propiedades, las riquezas inconmensurables de muchos de los directivos? Pero aquí hay que hacer una aclaración: A Sayco NO ENTRA TODO EL DINERO RECAUDADO NI EL QUE PROCEDE DEL EXTERIOR. Se les dificulta más sacarlo cuando ya está registrado como ingreso…Es más fácil no dejarlo ingresar: así no aparecen en libros para el caso de una investigación…

MEDITACIONES AL MARGEN…

No sé por qué se me vino a la cabeza una pregunta que no tiene nada que ver con el tema (será que me estoy volviendo loco): ¿Cuánto vale una campaña política?
Las personas creen que pueden engañar con posiciones que al principio parecen correctas, bien intencionadas…pero el tiempo va pasando y en esas posiciones sin efectos, ya se va viendo la realidad… Las promesas no pueden quedar en promesas eternamente; llega el momento en que se les cumple el tiempo como tales y tienen que convertirse en hechos, en realidades… Y si no se cumple, se comienza a ver el fondo de los promitentes, sus verdaderas intenciones…Y ahí se comienza a adquirir experiencia… sabiduría… y comienzan a salir las canas, que protegen contra el engaño…

En la medida en que va pasando el tiempo, se van notando los cambios en las personas y comienza uno a hacerse preguntas lógicas como: ¿Qué pasó en el Dr. Lozano? ¿Por qué ese cambio? ¿Dónde quedaron las buenas intenciones con las que, me consta, entró a Sayco? ¿Por qué ha llegado hasta llevar a una reunión con socios, como exponente, (falta de respeto que causa una hilaridad con un rictus de amargura, producto de la decepción, de la tristeza, del dolor mezclado con algo de impotencia) a un señor como Adrián Restrepo, copartícipe imprescindible e ineludible en las fechorías en la Sociedad? Eso raya casi en la apología del delito

Hemos venido observando que ante estas acusaciones y consideraciones, que no son cualesquiera bobadas, sino que revisten gran gravedad, se está adoptando el silencio como respuesta; creemos que ello es debido .a la imposibilidad de contestarlas con respuestas y explicaciones satisfactorias; por ello exigimos, por la calidad de socios que nos asiste, se nos de una respuesta satisfactoria, que debe existir en el momento, lo que implica que no hay que hacer una investigación que demore dicha respuesta. Exigimos el respeto que merecemos los compositores, traducido en las respuestas del Gerente y de la DNDA, no del Presidente, que, está claro, no tiene autoridad moral para contestar dada su condición de propiciador de estos hechos y culpable de las sanciones que se le impusieron a Sayco.

5 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .