CRÓNICA. JUAN SEGUNDO LAGOS MENDOZA.

Hoy homenajeando a un Jaguero: Compositor, Acordeonero, Guitarrista, Abogado, Serio, Honesto, Transparente, Familiar, Correcto, Caribeño, Hogareño, ah… y su canción más escuchada a nivel Nacional es Marianita, grabada por Héctor y Adanies, pero a nivel Internacional, es otra, se llama: Con Los Crespos Hechos, así la titularon los Embajadores del Vallenato, también salió en ritmo de Bachata, interpretada por el Rey Supremo de este género: Luis Vargas, le cambio el nombre, la llamó: Loco De Amor, y la pegó en Europa, México y Los Estados Unidos:

JUAN SEGUNDO LAGOS MENDOZA.

Seguir leyendo «CRÓNICA. JUAN SEGUNDO LAGOS MENDOZA.«

55 años sin Cherry Navarro

Han transcurrido 55 años de la pérdida de Cherry Navarro y Venezuela lo sigue extrañando y cantando los temas que tanto éxito tuvieron en su inolvidable voz.

A los 21 años de edad ya había grabado gaitas, y había probado suerte con la orquesta “Los Melódicos”, una de las más populares de Venezuela.

Se sigue escuchando en las emisoras populares de toda Venezuela. Y no es que esté confinado a programas de recuerdos. No. Su voz sale con regularidad, como si hubiera grabado la pasada semana.

Es tal vez la forma que tienen de decirle las nuevas generaciones que se agradece infinitamente su talento, su voz, su gracia oriental que apenas duró 23 años.

Increíble tener que sumarle a la lista de grandes que murieron tan jóvenes. El mismo Felipe Pirela y el mismo Julio Jaramillo, así como Javier Solís son ejemplos de ese capricho destinista.

Yo nací para quererte

Al pensar en Cherry Navarro no creemos que tuviera que sostenerse en la belleza de María de las Casas para hacerse famoso. Entre Cherry y la Reina nació el amor, y la popularidad de quien fuera una Miss Venezuela tuvo peso y abrió puertas, sobre todo en Europa, pero fueron la voz de Alexis Enrique Navarro Velásquez, su talento innegable y su carisma lo determinante en su brillante y meteórica carrera.

Infancia oriental

Cherry conservó de su natal oriente la luz y la sonrisa. Caripito (estado Monagas) donde nació también vio nacer a Doris Wells, fallecida en septiembre, pero de 1988, joven, como él y una de las mejores actrices de la dramaturgia venezolana.

Había nacido el 9 de julio de 1944 en una zona muy agreste del estado Monagas, al sur este de Venezuela. Caripito es el nombre de su pueblo natal. Fue uno de los hijos de Manuel Rafael Navarro y María de Jesús Velásquez. Su infancia transcurrió en la ruralidad apacible de Monagas, pero cuando Alexis contaba con 14 años, es decir, en 1958 su mamá decide vivir en Caracas, y se trasladó a la capital venezolana con todos sus hijos.

Nunca se supieron las razones de esa mudanza familiar a Caracas; imaginamos que fue por la misma causa del éxodo del campo a la ciudad que animó a decenas de miles que buscaban un horizonte que vislumbraban mejor. Pero en el caso de Cherry ese viaje a la capital parecía predestinado. Es en Caracas donde conoce y se hermana con José Luis Rodríguez, con Estelita del Llano, Napoleón Defitt, Toco Gómez y sobre todo con José Enrique Sarabia, ‘Chelique,’ quien le daría sus mejores temas para interpretar y lo llevaría a la televisión y de allí a la fama internacional. Fama que arranca paradójicamente en Milán, Italia, donde grabó el álbum con los temas de Chelique.

En la zona caraqueña de El Valle comienza Cherry Navarro su vida estudiantil y hasta musical pues junto a su amigo José Luis Rodríguez, establece el grupo ‘Canaima’ para tocar en eventos menores, que siempre les dejó algo de dinero, además de la experiencia de la presentación pública, masiva.

Con su nombre de pila, Alexis Navarro, comenzó a estudiar en la Escuela de Música  “José Ángel Lamas”. No sabemos con certeza si para ese momento ya era conocido como Cherry, pero así se presentaba en el local que quedaba en los bajos del caraqueño cine Altamira, y que llamaban El Club del Twist, que no era lo mismo que el legendario programa El Club del Clan de la televisión.

Fue allí donde se delineó su destino de vocalista carismático. La amistad con José Luis Rodríguez, Estelita del Llano y Chelique Sarabia fue determinante. Chelique lo condujo acertadamente por caminos de gloria.
De ahí a las grabaciones y a la televisión, de ahí a conocer los venezolanos esa cálida voz de barítono, de ahí a figurar en poco tiempo al lado de famosos como Felipe Pirela, Sandro, José Feliciano, Miriam Makeba, Mirtha Pérez, Héctor Cabrera, las hermanas Chacín, Mirla, y hasta Tom Jones. Vaya. Y se impuso. El de Caripito.

No podía ser de otra forma. Su repertorio fue exquisito. Chelique cuenta que Cherry fue el primero en grabar Chinita de Maracaibo. Imposible olvidar tampoco Orinoco río abajo, Como yo te quiero, y, claro, Aleluya, aquél tema de Luis Eduardo Aute que cantó en la Caracas cuatricentenaria y de terremoto. Estremeció el sismo, y estremeció su voz.

Aleluya

En 1964 graba su primer larga duración, el LP Pavísimo, en el que incluía temas como ConfidenteSi tu quisieras Hoy; este último tema lo interpretó en el filme “Un soltero en apuros”. Para este tiempo ya Cherry contaba con gran popularidad en el medio artístico.

En su viaje a México grabó el LP Me conformo con canciones como Me conformo, Si Dios me quita la vida, No viviré sin ti. Otro de sus éxitos más sonados fue Te pido que me guíes, del cantante argentino Leo Dan.

Me conformo

A los 21 años de edad ya había grabado gaitas, y había probado suerte con la orquesta “Los Melódicos”, una de las más populares de Venezuela. Por Chelique Sarabia supimos que Renato Capriles buscó consejo para incorporar una nueva voz a su orquesta, tal y como Billo Frómeta había incorporado a José Luis Rodríguez cuando Felipe Pirela abandonó Billo’s Caracas Boys. 

Chelique le sugirió a Billo la voz de José Luis y a Renato Capriles le sugirió la voz de Cherry. Era 1965. Ya  el de Caripito había contraído matrimonio, en 1962 con Belkys Montero y tenía a quien sería su único hijo: José Enrique.

Talento y carisma

Su talento se hizo notar en una gran variedad de ritmos como el pop, la balada y otros. Con el conjunto de Chelique Sarabia todo lo que cantó Cherry tuvo sello de gloria y éxito, teniendo en cuenta la musicalidad de los aires venezolanos escogidos por Chelique para componer sus temas.

Como yo te quiero

Su estilo interpretativo y su voz marcaron pauta. En 1966 se encontraba en la cúspide junto a Felipe Pirela, ambos concentraban multitudes a su paso. Los mejores programas de la televisión se disputaban las presentaciones de Cherry. Renny Ottolina lo presentaba con total deferencia en su famoso programa televisivo. Era un ídolo.

Hacia 1967 y estando en Madrid, ciudad escogida como su base de trabajo en Europa tomó el tema de Luis Eduardo Aute, Aleluya, y lo grabó. Aleluya no tardó en ser un suceso de ventas y divulgación con decenas de versiones. Luis Eduardo Aute contó que Los Beatles hicieron Let it be como una suerte de respuesta a Aleluya.

El final

Ya venía observando las anomalías de su salud. Heridas que no cicatrizaban, sangramiento por la nariz, en las encías… Se hizo el loco incluso mientras estaba en el exterior, hasta que se rindió a la evidencia.

¿Quién podría decir que a los pocos días de haber grabado Aleluya, e inclusive, interpretado ante la audiencia venezolana, Cherry Navarro moriría por aplasia medular, aunque uno de sus hermanos donó su médula? El organismo de Cherry rechazó el trasplante.

Fue terrible para Venezuela el amanecer de ese día, 28 de septiembre de 1967. Cherry Navarro fallecía con tan solo 23 años de edad. Se perdía una de las figuras más carismáticas de la música popular en Venezuela, y una voz como pocas.

Han transcurrido 55 años de la pérdida de Cherry Navarro y Venezuela lo sigue extrañando y cantando los temas que tanto éxito tuvieron en su inolvidable voz.

El legado de Consuelo Araujonoguera sigue en pie, como vivió su vida

Consuelo Araujonoguera, ‘La Cacica’, supo darle la mayor importancia a la música vallenata que hoy representa a Colombia ante el mundo

Crónica

-‘La Cacica’, quien murió el 29 de septiembre de 2001, dejó un legado imborrable en el país vallenato. Ella fue la mujer que nació con el poder de concretar sus sueños que 21 años después siguen teniendo la mayor vigencia-

Por Juan Rincón Vanegas / @juanrinconv

Seguir leyendo «El legado de Consuelo Araujonoguera sigue en pie, como vivió su vida»

El COMPOSITOR, JUVENAL DAZA BERMÚDEZ

Por José Atuesta Mindiola

I

El profesor juvenal,
nacido en Corral de Piedras,
pueblo de montes de hiedras,
bello rincón vegetal.
El perfume musical
de cantos y acordeoneros,
poetas y decimeros
marcaron su trayectoria,
y floreció en su memoria
la musa de los troveros.

II

Como flor de tulipán
escondido entre las ramas,
comienza escuchar la fama
de “Tijito”, el de San Juan.
Va creciendo sin afán
porque esperaba el momento,
de abrir sus alas al viento
con su voz y su poesía.
Hoy canta sus melodías,
la miel de sus sentimientos.

III

Juvenal es un cantor
del verso tradicional,
con sencillez natural
sabe cantarle al amor.
A la rosa y a la flor,
él le canta a su manera;
su métrica es de primera
no pierde la entonación,
y brilla en su corazón
el sol de la primavera.

IV

Juvenal Daza Bermúdez
con su canto es un trovero
le gusta el acordeonero
que a las notas nunca elude.
Quise decir y no pude,
tantas cosas al amigo,
lo mismo le pasa al trigo
con sus espigas hermosas,
sueña siempre con ser rosa
y termina en amasijo.

Atentamente
José Antonio Atuesta Mendiola
Cel: 3015734205

BLOG DEL AUTOR: José Atuesta Mindiola