‘Los caminos de la vida’ si son como los pensaba Oscar Muñoz

En medio de gritos de admiración y aplausos, Valledupar recibió a Oscar Muñoz, el medallista de bronce que hizo historia en los pasados Juegos Olímpicos realizados en Londres. Un tumulto de gente esperaba bajo el inclemente sol, a que el deportista se asomara por la puerta principal del aeropuerto Alfonso López para darle la bienvenida y los agradecimientos por traer una medalla que marca un camino histórico no sólo en el deporte de Valledupar y el Cesar, sino que se convierte en un referente de superación, esperanza y disciplina para la juventud.

Niños, jóvenes, hombres y mujeres de todas las edades y condiciones esperaban apostados bajo la sombra de los árboles a que llegara el campeón olímpico, hasta que por fin apareció con su apariencia de niño, saludando tímidamente a una multitud que le expresó su admiración y cariño.
Sobre las 10:00 de la mañana partió la caravana del aeropuerto encabezada por el Carro de Bomberos donde iban Oscar, su padre y su compañero y maestro inseparable, el entrenador Álvaro Vidal Martínez.
Detrás, una caravana de motociclistas y vehículos lo acompañó en su recorrido de honor, donde las calles abarrotadas de gente se abrieron con aplausos y frases que aclamaban al deportista que entregó todo en los Juegos Olímpicos de Londres 2012.
Durante dos horas el ‘Bronce’ vallenato recorrió la ciudad, hasta llegar a la Plazoleta de la Gobernación del Cesar donde lo esperaban con alfombra roja y una calle de honor hecha con sus compañeros, los practicantes del taekwondo.
Allí, en medio de aplausos lo recibieron el gobernador del Cesar, Luis Alberto Monsalvo, el alcalde de Valledupar, Fredys Socarrás Reales, y el rector de la Universidad Popular del Cesar, Jesualdo Hernández Mieles (entre otras personalidades), quienes le ratificaron que se hizo merecedor de una casa para él y su familia, un beca de estudios universitarios en la UPC, 45 millones de pesos y un carro; además de los honores y reconocimientos que le hicieron la Asamblea Departamental y la Alcaldía de Valledupar.
El cantante Omar Geles lo recibió con la canción de su autoría, “Los caminos de la vida”, uno de los coros preferidos del campeón y que cantó junto al artista de vallenatos en medio de la emoción del público y las lágrimas que embargaron por un momento a sus padres.
“Los caminos de la vida no son como yo pensaba, como los imaginaba, no son como yo creía. Los caminos de la vida son muy difícil de andarlos, difícil de caminarlos, ya Oscar encontró la salida”, le cantó Omar Geles. Oscar Muñoz demostró que con entrega y disciplina, los caminos de la vida aún en medio de pobreza y limitaciones, pueden cambiar.
Miles de personas desfilaron durante todo el medio día intentando saludar de mano al campeón, lo que hizo extenuante la jornada. A las dos de la tarde y cuando la plaza de la Gobernación estaba mas despejada seguían los músicos vallenatos cantándole al medallista olímpico, en tanto que su señor padre Pompilio Muñoz se afanaba por llevarlo por fin a su residencia para brindarle el chivo guisado que desde bien temprano le había preparado. Hoy, ya mas reposado nuestro medallista Olímpico estará en la Urbanización Don Carmelo tomando posesión de su nueva residencia, la que le fue donada por la Alcaldía de Valledupar.

por: El Pilón

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.