LOS ESCLAVOS

ANAD250Ana D Mejía Dangond

Ellos no saben nunca
dónde mirar ni qué.
Se acostumbran, les dicen…
Este camino es ancho…
van sin preguntar,
Por donde pasa el amo
de látigos y horas.

No saben que ese difícil y estrecho,
es el camino de la libertad

La libertad…
Ellos la desconocen,
viven solos, a oscuras.
Con las manos cogidas hasta el pie,
en los ojos vendas de cigarrillos
que no les dejan ver…
Han oído tantas veces que la libertad
puede resultar peligrosa.

No llegan nunca a levantar la mano
Bajan las cabezas, y resignadamente
no digo con humillación,
avanzan en sus vidas que otros
les han comprado cuando mueren
o saltan lo hacen en silencio.
Los amos cuidan de que sus sepulcros
permanezcan anónimos.

Anad

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.