Termina ciclo de diálogo para paz colombiana en medio de expectativas

La Habana, 21 mar (PL) Las recientes expresiones optimistas de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia-Ejército del Pueblo (FARC-EP) suscitan expectativas sobre el arribo a acuerdos en el sexto ciclo de diálogos de paz que concluye hoy en esta capital.

Antes de iniciar las conversaciones la víspera en la sede del habanero Palacio de Convenciones, el integrante de la representación guerrillera Jesús Santrich afirmó que han conseguido una construcción bastante grande de aproximaciones, la cual supera las cinco páginas logradas al terminar el periodo anterior.

Un día antes, el jefe del equipo, Iván Márquez había sugerido la posibilidad de llegar a acuerdos en el tema del desarrollo agrario, el cual ha centrado las conversaciones desde su inicio el 19 de noviembre, con Cuba y Noruega como garantes.

La agenda que guía las pláticas incluye otros cinco puntos: las garantías para la participación política, el fin del conflicto armado, la solución al problema de las drogas ilícitas, los derechos de las víctimas y los mecanismos de verificación y refrendación de lo pactado en la mesa.

El comunicado de la guerrilla divulgado ayer por Santrich sostuvo que Colombia requiere profundas trasformaciones económicas, políticas y sociales para superar la marcada desigualdad reinante, causa esencial del enfrentamiento armado.

En este sentido, se refirió a un informe del Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo, según el cual el índice de desarrollo humano en esa nación suramericana está por debajo del de otros países de la región como Venezuela, Argentina y Cuba; minetras solo supera a naciones empobrecida como El Salvador, Guatemala o Bolivia.

Un ejemplo expresivo de la tragedia social es que en nuestro país, señaló, el porcentaje de desnutrición (12 por ciento) duplica la media continental, eso significa que al menos cinco mil niños mueren al año por esa causa.

También mencionó que las condiciones de vida empeoran en las regiones más apartadas del país, donde «el acceso a los programas de salud y educación es deplorable o inexistente».

«En el marco del desenvolvimiento de los diálogos en La Habana, el gobierno de Colombia no debiera olvidar que la paz no se reduce a cesar la confrontación militar o a desmovilizar la insurgencia. La Paz es el fruto de la Justicia», aseguró.

Jesús Santrich hizo un llamado a escuchar al pueblo como premisa fundamental de la construcción de la paz, para que exista consonancia entre la mesa en La Habana y las acciones que desarrolla el gobierno de Juan Manuel Santos.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.