Los males de la Plaza Alfonso López

Y ADEMÁS…

Por: Alberto Herazo Palmera

La Plaza Alfonso López es el sitio más emblemático de Valledupar, zona y símbolo de pertenencia de los vallenatos donde confluyen la historia de la ciudad, donde todavía se hacen las famosas tertulias en la tradicional casa del Turco Pavajeau, plaza que es el escenario de toda clase de eventos y espectáculos: políticos, religiosos, marchas, protestas, desplazados, invasores, conciertos, juegos y recreación; y ¿por qué no decirlo de vendedores ambulantes, drogadictos, delincuentes, locos, maricas y niños indigentes?, ¿quién lo creyera?. La Plaza está en cuidados intensivos y sin dolientes.
Me duele decirlo, pero es la realidad. Me di a la tarea de caminarla y la encontré en estado caótico, abandonada y llena de huecos y basuras. El diagnóstico para determinar sus males me dio el siguiente resultado: las calzadas de la calle 15 y 16, y carrera 6 presentan algunos desperfectos en el pavimento, hay zonas en la plaza donde las baldosas (10) están levantadas o no las hay, esto sucede por lo general porque soporta vehículos pesados que suben a la plaza, basuras en algunos sitios (jardineras) que arrojan la gente sin que ninguna autoridad se preocupe por el problema, algunas bancas (5) están sin madera. Igual se robaron una banca completa detrás de la tarima, hay huecos en las calzadas y en los parqueos de vehículos, la base de algunos postes del alumbrado (6) están podridas a punto que se corre algún peligro, se han robado las arandelas de las luminarias, en la cubierta de la tarima faltan algunas láminas, les falta mantenimiento a las jardineras y la tornillería de la estructura de la tarima, se robaron la reja de entrada a la tarima, esta zona permanece hedionda a orines, es usada en muchas ocasiones para hacer el amor, la mejor prueba es el número de condones que aparecen al amanecer, la demarcación sobre las calzadas se borró, a los árboles no se les hacen mantenimiento y – finalmente-, sigue el peor despelote vehicular sobre la carrera 6ª en plena Plaza.
Creo que he cumplido con mi deber de vallenato de hacer este diagnóstico y solicitar a las autoridades que sería bueno intervenir la plaza para ponerle fin a tanta desidia y abandono. Comencemos a realizarle obras de primeros auxilios y con estos arreglos recuperaremos su belleza y será, como hasta ahora lo ha sido, un atractivo para los visitantes y turistas que llegan a la ciudad.
Quiero aprovechar para recomendarle al alcalde tres cositas: primero, que todas las fachadas de las casas de la Plaza Alfonso López sean pintadas de blanco; segundo, que en la parte de atrás de la tarima se pueda crear un bosque de árboles, es decir, sembrar 5 palos de mango más para crear una zona de sombrío ecológico, reverdecido y purificado; y finalmente, tumbar el muro que sobresale de la tarima para darle una transparencia total a la plaza. Señor Alcalde, puedo asesorarle en esto sin cobrarle un peso.
OTROS TEMAS
Son tantos los temas que quiero tratar en mi columna, pero no da para tanto. Pero comencemos por felicitar al alcalde Fredys Socarrás por atreverse a decretar la caducidad de la concesión de tránsito; ya era hora, usted se atrevió sin miedo y lo logró, aquí también hay que hacerle un reconocimiento al periodista y abogado Carlos Quintero Romero, quien fue el primero que abrió su boca para condenar, alertar y denunciar ante la administración municipal de entonces, de lo grave que sería entronizar la concesión de tránsito en nuestra ciudad y hago esta observación porque son otros los que se están llevando los aplausos y que fueron los promotores y gestores intelectuales de esta concesión, lo que pasa igual que en la política, la gente se le olvidan algunas cosas.
Me sumo al clamor de los moradores del barrio La Popa para que les arreglen el parque. Tres noticias importantes he recibido: el fallo absolutorio por parte de la Procuraduría a favor de la Secretaria de Minas, Margarita Córdoba Calderón, el fallo del Consejo de Estado confirmando la elección de Jesualdo Hernández, en la Rectoría de la UPC. Gracias a Dios descansamos con este fallo y finalmente, la elección del senador Félix Valera como vicepresidente de la Comisión Quinta del Senado.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .