LA EMBAJADORA VITALICIA DE LA MÚSICA VALLENATA

Por José Atuesta Mindiola

La profesora Marina Quintero es una distinguida investigadora, difusora y defensora de la tradición musical del vallenato. Hace 38 años dirige el programa “Una voz y un acordeón” por la Emisora Cultural de la Universidad de Antioquia, y hace tres años creó la cátedra ‘Música de acordeón del Caribe colombiano’, en la misma Universidad. Los que conocen su trabajo académico y musical, no dudan en reconocerla como embajadora vitalicia de la música vallenata.

En la memoria de Marina Quintero convergen los postulados luminosos de la docencia y la investigación; y en sus sentimientos, las afinidades imaginantes de la poesía y la música. Ella es esencialmente palabra: palabra pensada y palabra sonora. La música brota en su piel, como si por dentro sonaran las cuerdas de una guitarra o los acordes de un violín.

Pero, además, desde sus cercanías con el bolero y con la música del Caribe colombiano, surge la pasión por el canto vallenato. A ella se la puede describir con los versos de Emiro Zuleta:

“Si alguno se atreviera a mirar mi corazón
notaría en el instante que yo soy vallenato
tiene figura de acordeón
y sus latidos son un canto”.

Marina es ocañera de nacimiento, pero desde hace mucho tiempo reside en Medellín, donde labora como docente de la Universidad de Antioquia; tiene en su haber dos títulos de licenciatura: uno en Psicología y otro en Pedagogía, y es Magister en Educación, Orientación y Consejería. Ha publicado varios libros, entre ellos: Introducción a la Psicología. Psicoanálisis: fundamentación histórica y epistemológica. Aulas al micrófono. Gustavo Gutiérrez Cabello: el poeta de la añoranza. Y el más reciente, Juglares y trovadores del Caribe colombiano.

Admiradora y amiga de Consuelo Araujo, Cecilia Monsalvo y Lolita Acosta, la trinidad sublime por muchos años de la organización del Festival Vallenato. Ha grabado siete albúmenes discográficos: Música del alma (2005), Identidad vallenata (2006), Tanto que te canto (2009), Escalona ¡vive! (2009), Tradición Caribe colombiano (2013), Patrimonio Vallenato Son Vol.1(2015), Patrimonio Vallenato Son Vol.2 (2019).

Todo este acervo de experiencia en el campo de la investigación respalda su talante de conferencista en diferentes escenarios de Colombia. Es una asidua participante de foros del Festival Vallenato, y en algunas ocasiones ha oficiado como jurado en el concurso de canción inédita. Este año la Fundación Festival de la Leyenda Vallenata le hizo un reconocimiento por sus aportes en la difusión y defensa del patrimonio cultural de la música vallenata. EI mes anterior, la Universidad de Antioquia le rindió un homenaje, y en septiembre la Gobernación le entregará la distinción “Estrella de Oro de la Cultura de Antioquia”. Valledupar, que pronto será declarada por la Unesco Ciudad creativa en música, está en el deber de rendirle un homenaje a esta ferviente enamorada de Valledupar y su música.
///// ////

DÉCIMAS A MARINA QUINTERO
(José Atuesta Mindiola)
I
Allá en la tierra ocañera,
tierra de tiple y copleros,
nació Marina Quintero
en arrullos de quimeras.
Una sonrisa sincera
en su palabra

se siente,
la risa de sol naciente
en acuarelas de plata;
la música vallenata
es ritornelo en su mente.

II
Ritornelo floreciente
su voz de miel y rocío,
tiene frescura del río
cuando pasa por el puente.
Bella mujer sorprendente
de inteligencia sonora,
es la fiel embajadora
en la ciudad de Medellín,
de esta música sin fin
que difunde en su emisora.


BLOG DEL AUTOR: José Atuesta Mindiola

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.