QUE SE CULTIVE EL AMOR

Por José Atuesta Mindiola

I
Donde comen dos, comen tres;
a quien esperan, le guardan.
Los castigos, aunque tardan
llegan apretando el pie.
Aquel que siempre se cree
con su poder intocable,
en cualquier momento el sable
también le sangra la herida.
Lo malo pronto se olvida
y lo bueno es perdurable.

II
Si la justicia en la tierra
en sus fallos desatina;
venid Justicia Divina
que tu poder nunca yerra.
Sí a la paz, y no a la guerra,
es el lema de la gente.
Debemos tener presente
a Dios en el corazón;
el amor es bendición,
fiesta del alma y la mente.

III
La vida es campo sagrado
con sus veredas y flores;
siempre serán los cantores
eternos enamorados.
Del jardín santificado
el más preciado rosal
es el amigo leal
cual ángel de cabecera,
su presencia es primavera
en abrazo fraternal.

IV
El hombre que da la talla
trabaja con honradez,
muy contento se le ve
como pez sin atarraya.
No se pasa de la raya
camina muy precavido,
vive siempre agradecido
del Supremo Redentor;
El que cultiva el amor
de amor vive florecido.

BLOG DEL AUTOR: José Atuesta Mindiola

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .