POR LA VIDA Y POR LA PAZ DE COLOMBIA

Por José Atuesta Mindiola

I

Brindemos con el amor
que un hijo a su madre ofrenda,
sin fronteras ni calendas
en el jardín del honor.
Por Colombia, sí señor,
brindemos sin los rencores
de la guerra y sus horrores
de tanto dolor y muerte;
el perdón nos hace fuerte
de esperanza en esplendores.

II

Brindemos por el perdón:
el odio nos hace esclavo,
porque el rencor es un clavo
que nos hiere el corazón.
No siempre tiene razón
aquel que dice y pregona,
a veces la otra persona
y es un deber respetar,
porque el perder o ganar
es un precepto que abona.

III

Brindemos con eufonía
por la biodiversidad,
por Dios y su eternidad
en las noches y en los días.
La patria es la cofradía
de ideales importantes
de todos los habitantes
en las regiones del país;
que San Francisco de Asís
bendiga a los gobernantes.

IV

Brindemos por el trabajo
porque siempre nos redime
de la pobreza que gime
con sus angustias de atajo.
Que Dios bendiga los gajos
del cielo en luminiscencia,
que consagre la conciencia
de todos los colombianos
para vivir como hermanos
con dignidad y decencia.

V

Brindemos por la infancia,
por la risa de la luna,
por los cantos en la cuna
del abuelo en la distancia.
Por la perenne fragancia
de la música y la poesía,
por el respeto y la armonía;
brindemos y brindaré,
por la paz siempre lo haré
de Colombia patria mía.

VI

Por la fe del carbonero
que con tesón se ilumina,
por el sol en la colina
que bendice al montañero.
Brindemos mis compañeros
por los pájaros y el río,
por los bosques y el rocío,
el respeto y la hermandad,
también por la honestidad
que sea luz de albedrío.

BLOG DEL AUTOR: José Atuesta Mindiola

Un comentario

  • Linda poesía por la vida y la paz de Colombia, ofrenda que hace este cantor y poeta José Atuesta Mindiola, no lo conozco a pesar de que viví 30 años en Valledupar, fuí docente y fundé dos colegios allá oficiales, el de Guatapurí y el Colegio Villa Corelca, ahora tengo la dicha de vivir en Buga, Valle del Cauca. A través del Portal Vallenato me entero de muchas de las vivencias de mi querido Valle de Upar, esta poesía brinda por el amor a nuestra patria, por el respeto, el trabajo, la biodiversidad, por la fe, los pájaros, los ríos, en fin no se le escapa nada ni nadie a este gran poeta. Es una ofrenda a los líderes que cada día entregan su sangre sin saber ni tener idea el porqué de esta masacre, si son nuestros líderes, debemos protegerlos y acompañarlos en esta gran tarea en bien de la comunidad. Gracias José Atuesta Mindiola, Dios te bendiga…

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.