La vida gira en torno a los árboles

Por José Atuesta Mindiola

Los árboles son sagrados, la vida humana gira en torno a ellos: son los guardianes del camino de los ríos, albergues de la intimidad y el descanso de los pájaros, y esculturas naturales en la policromía del paisaje. Además, de la frondosidad de sus ramas, de sus frutos vitales, producen el oxígeno para la respiración.

En las regiones tropicales, para los caminantes cuando el sol moja las espaldas la sombra de un árbol es como un racimo de lluvia en la mitad del desierto a mediodía.

Un árbol en la ciudad es más que una sombra que aprieta recuerdos y emociones en la agitada ceremonia de las calles. Es un escudo de la contaminación de los ruidos y de los gases. El árbol es un aliado defensor del ambiente: siente, llora, canta y espera siempre morir de pie. Con sus flores deletrean los colores de la luz. Un árbol es para el mendigo el sombrero de su alcoba y del perro la pared de su llovizna.

Afortunado los viven rodeado de árboles. Valledupar es una bella ciudad, tierra sagrada para los árboles de mangos, de robles, de olivos, y también para las especies nativas, como los campanos, los orejeros, los corazonfinos y los corpulentos caracolíes (ya casi están en extinción), y los cañaguates que sus flores de esmalte amarillo parecen fragmentos de sol, y muchos confunden con el árbol de puy o Araguaney (ambos pertenecen a la misma familia, las bignoniáceas, pero el cañaguate florece en diciembre o enero, y el puy en abril con las primeras lluvias).

En la ciudad, en ocasiones, los árboles son afectados por las manos inexpertas de los podadores, que lo dejan sin ramas y sin hojas. En épocas de intensos veranos, en los montes mueren por la inclemencia de las llamas; a veces por descuidos del ser humano o por efectos de la naturaleza. Si los rayos del sol irradian la superficie de un vidrio de aumento pueden ocasionar el fuego, o cuando el viento sacude con fuerza las ramas de un árbol se puede producir el choque entre dos piedras y generar una chispa de candela. No siempre existen pirómanos, a veces son accidentes artificiales o naturales.

Es deber de las instituciones ambientales y educativas promover la cultura de protección y defensa de los árboles. Un árbol vive para darle vida a la vida; entibiado de luz, imponente brinda sus colores y sus gemidos son lamentos cuando el filo tronante del metal le roba el derecho a morir de pie. Cada vez que muere un árbol se abren más caminos al desierto.

****
NO TE CREAS EL DIOS DEL ÁRBOL

No te creas el dueño del árbol.
Tú lo sembraste en una lejana primavera,
pero la vida de él, no te pertenece.
No puedes apropiarte de su sombra.
No es sólo tuyo el aire que brota de sus hojas.

Si la ira enfada tus manos,
no arrecies el filo del metal
en el borde de la savia.
No derrames tu venganza
sobre las aguas
que beben sus raíces.

El árbol no sólo a ti pertenece,
pertenece al pájaro
y a la íntima aventura de su vuelo;
al viento que eleva a las nubes
el polen de la lluvia;
al sol que deletrea
los colores de las hojas.

No te creas el dios del árbol.
Déjalo que viva
hasta que el tiempo
haga piedra sus raíces.

****

ELEGÍA AL MANGO DEL PATIO

El árbol de mango del patio
sangra blanco sus heridas
como mostrando la ruta
que el dolor todavía
no ha recorrido.

Me alejo del patio
y me llevo de sus hojas
los amaneceres
con aromas de guitarras.
Me llevo el verde pendular
de la mecedora
donde descansaba
un hombre parecido a mí.

El árbol ya sospecha
que pronto
no habrá luz en su follaje,
su epitafio vendrá
en la mirada esquiva

de otro dueño.

Sus frutos serán
invisibles racimos
en algún ojal de la memoria
y mi hamaca, fértil al cortejo vegetal,
seguirá atada a las ramas del viento.

***


BLOG DEL AUTOR: José Atuesta Mindiola

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.